Presentación

Este es el blog de Carlos y Alicia, en donde os mostraremos las salidas a la montaña que realicemos solos o con nuestros compañeros y amigos.

lunes, 9 de julio de 2012

Desfiladero del río Purón

                              Texto: Fonso                           Fotos: Carlos y Alicia

                     

El Desfiladero del río Purón, en el pueblo burgalés de Herrán, era nuestro siguiente destino, creo recordar que eran las 15:00 cuando dejábamos a tras la furgoneta en busca de la cabecera del barranco. A estas horas el sol apretaba con fuerza y aunque la aproximación es muy cómoda, ya que en todo momento se va por una ruta que acompaña al río cruzándolo en un par de ocasiones por dos puentes, los cuales atravesaremos por debajo mas tarde, el sol hizo mella en nuestras cabecitas. Después de unos 45´de aproximación y tras un par de paradas para coger aire porque el sol nos estaba tostando, llegamos a un pequeña portilla en mitad del camino que marca el inicio del barranco. Tomamos el relevo a unos chicos que se estaban bañando en gayumbos y enfundados por fin en los neoprenos iniciamos el descenso.

                      

Ali y yo pensamos que íbamos a pasar frío porque solo subimos con el peto y la camiseta de neopreno, pero el agua estaba a una temperatura que se agradecía en comparación con el calor que teníamos en la aproximación. En un principio me pensé si ponerme el arnés o no porque según el croquis el primer rápel estaba bastante lejos, mas tarde me arrepentí de no haberlo llevado en la saca, durante casi una hora descendimos el río sin necesidad de cuerda, ya que todo eran resaltes y saltos, en alguna ocasión de 3 metros, que hicieron de la primera parte del barranco un rato divertido. 


Mas adelante comenzaba a cerrarse el río y teníamos que atravesar constantemente ramas y zarzas que en ocasiones te obligaban a ir nadando, lo que hizo de esta segunda parte del barranco algo pesada y monótona. Llegamos al primer rapel de unos 19 metros, que según el croquis podía realizarse con un salto de 10m…. ESTAMOS LOCOS!!!  Para realizar el salto había que soltarse de la cuerda después de descender 9 metros ya que no era muy viable destrepar esos 9 resbaladizos metros. Dejamos el supuesto salto para los cabras locas del barranquismo y nosotros descendimos los 19 metros con estilo y gracia haciéndonos después, no se si arrastrados por el subido de adrenalina del momento, una serie de fotos de carácter “educativo”.

                     

Tras este rápel se inicia la tercera y última parte del barranco, la cual nos pareció la mas divertida y bonita con una serie de saltos y rapeles que era muy bonitos, más concretamente el último que se encontraba justo debajo de uno de los puentes que habíamos pasado en la aproximación y desde el cual se podía apreciar la estructura original del puente, que era de madera, y como habían realizado una especia de bóveda en el cauce del río para poder pasar por encima de el.

                      

Al finalizar el barranco ya cerca de la salida nos dimos cuenta de que no solo en las cuevas puedes encontrarte un coche.


Ya en la furgoneta hicimos alarde de nuestros cuerpos serranos a los viandantes y habitantes del pueblo y nos cambiamos en mitad de la carretera, para dirigirnos rápidamente hacia Sarón, porque habíamos quedado con gente del Club en Somocuevas para celebrar San Juan y hacer una buena parrillada. La noche finalizo con cerveza, guitarra y buena compañía.

        

5 comentarios:

  1. Joer Fonso que bien te quedan las cronicas , como sigas asi en cada salida q vengas te va a tocar. TU PRIMER BARRANCO CON SOL DESPUES DE 2AÑOS

    Ali

    ResponderEliminar
  2. Al loro con el ultimo rapel si va"un poco alegre"
    .la poza es como una centrifugadora.no recomiendo la esperiencia.

    ResponderEliminar
  3. Gracias por la información markos!!

    ResponderEliminar
  4. Respuestas
    1. En el libro Barrancos de Euskal Herria tienes toda la información de este descenso.

      Eliminar